Como hemos visto muchas veces en Gadwoman, emprender no es una tarea fácil y menos si la empresa en cuestión es de base tecnológica. Si quieres vender en todo el mundo, contar con una herramienta para solventar el problema de los pagos online es fundamental. Como Stripe, una plataforma de software que permite poner en marcha un negocio online de forma rápida y con un alcance internacional. La compañía acaba de cumplir un año en España en el que ha coincidido con el boom de las startups en nuestro país y con la transformación digital que ha llevado a renovarse a muchos comercios tradicionales.

La historia de Stripe es también la historia de dos emprendedores, los hermanos John y Patrick Collison, que viajaron de Irlanda a Boston y crearon su empresa de pagos online. Así que no es de extrañar que pensaran en una herramienta que facilite la vida de los nuevos emprendedores como ellos.

Estos hermanos crearon Stripe como una compañía con proyección internacional, una proyección que en España se han centrado en desarrollar soluciones tecnológicas que faciliten a las empresas su internacionalización, seguridad y cumplimiento normativo.

John y Patrick Collison, fundadores de Stripe

Según las estimaciones de Atomico, lanzar un negocio a nivel internacional para una startup puede suponer hasta 4 años, mientras que utilizar esta herramienta reduce ese tiempo a unos 12 meses. La compañía facilita los pagos en la plataforma del cliente desde cualquier país del mundo. Según sus datos la mayoría de las startups locales facturan únicamente en España, pero nueve de cada diez startups españolas que trabajan con Stripe tienen clientes internacionales, principalmente de Estados Unidos, Reino Unido y Francia, antes de cumplir su primer año de actividad.  Con el anuncio de soporte global para Alipay y WeChat Pay, el mercado chino se abre también ahora para los negocios españoles que trabajan con Stripe.

También en esta línea de internacionalización, Stripe ha incluido soporte para otros métodos de pago internacionales, como SEPA (Europa), Sofort, Giropay (Alemania), Ideal (Países Bajos) y Bancontact (Bélgica), entre otros.

Transparencia

Algunas de las ventajas de Stripe es que una plataforma sin comisiones ocultas ni de configuración, en la que los usuarios pagan sólo por consumo y que ofrece información de comisiones en tiempo real.

Se pueden capturar pagos en la propia tienda online, y en un entorno seguro gracias a la certificación Nivel 1 Payment Card Industry (PCI). Así, al mejorar la experiencia del cliente en la fase más crucial de una compra, se optimizan las tasas de conversión, lo que se traduce en más ventas.

 

pagos online Stripe

Desde el panel de control, se pueden activar hasta 5 métodos de pago diferentes, de las plataformas más conocidas en Europa como Sofort o GiroPay. En cuanto al precio, no hay tarifas mensuales, ni pagos para darse de alta. La compañía cobra un 1,4%, más 0,25 euros de cada transacción, la misma para los pagos con tarjeta, y acepta todo tipo de moneda.

Stripe incluye diferentes servicios como suscripciones, para crear y administrar las suscripciones periódicas; Relay, para que los clientes puedan pagar desde otras aplicaciones móviles; Connect, una plataforma para que los marketplaces faciliten a sus usuarios la obtención de sus pagos; o Radar, un sistema de prevención de fraude. Otra herramienta interesante es Atlas, que permite abrir un negocio en Estados Unidos a través de tan solo unos clics. Y es que desde Stripe conectan a los usuarios con diferentes partners: para la creación de una cuenta (Silicon Valley Bank), asuntos legales (Orrick) y contabilidad (PwC), pero no cubre estas cuestiones directamente. Por este motivo, Atlas no es gratis, cuesta 500 dólares, que es la cantidad necesaria para cubrir los servicios de estos partners.

Analítica y Prestashop

A estos servicios se añadió Sigma, una herramienta analítica que permite realizar búsquedas en la plataforma de manera rápida y sencilla. Cualquier persona con permiso de la empresa puede acceder a estos datos que le ayuden a tomar decisiones. Como explican desde la propia compañía, Sigma funciona como cuando buscamos vuelos en Kayak o un correo concreto en Gmail, eso sí, enfocado en los datos financieros. Los resultados recogidos por esta herramienta proporcionan a las startups una información detallada para crear informes personalizados utilizando lenguaje SQL. Sigma se integra en las propias cuentas de Stripe (para aquellas startups que ya la utilizan), y no necesita de ninguna configuración.

Pagos online Stripe

Otra de las herramientas disponibles es un plugin gratuito para los clientes de Prestashop, la plataforma de ecommerce que permite crear negocios online de forma fácil, con el que los clientes que ya tienen una cuenta en Prestashop podrán incluir un servicio de pago “todo-en-uno” sin necesidad de acuerdos con bancos o redes de tarjetas. Es decir, el cliente pagará y el dueño del negocio recibirá su dinero en su cuenta de Stripe.

La compañía se lanzó en 2011 y ya cuenta con negocios en 25 países distintos y está valorada en 9.000 millones de dólares. En 12 meses en España, Stripe ha conseguido miles de clientes, entre ellos compañías como Glovo, Typeform, Deliveroo, Chicfy o Parclic, así como empresas más tradicionales como El Corte Inglés.  ¿Será tu empresa la siguiente en usar Stripe?

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.