Mamá, ¿de dónde vienen los paquetes de Amazon?

Centro logístico de Amazon España

Advertisements

Tanto si eres compradora online como si no, seguro que no hace falta que te explique qué es Amazon y a qué se dedican. Pues bien, la mayor tienda de comercio electrónico de España y los creadores del Kindle, nos ha abierto las puertas de su centro logístico, ubicado en San Fernando de Henares (Madrid) e inaugurado en 2012, que tiene unas cifras que dan vértigo: los 28.000 metros cuadrados iniciales se han convertido, en tan solo dos años, en 60.000, que permiten a Amazon almacenar 4,3 millones de productos distintos para sus clientes. Además tienen 18 kilómetros de estanterías (un 159% más que hace un año), 124 kilómetros de baldas y 2,6 kilómetros de cintas transportadoras.

Amazon España empezó con 7 categorías y ahora tienen 20 que van desde libros, videojuegos y DVD’s hasta artículos de cocina, mobiliario para el hogar, material deportivo, bebé, bricolaje, moda, equipaje, relojes o joyería. La última en añadirse ha sido instrumentos musicales pero detrás vendrán más. Aunque en el centro logístico hay almacenados 4,3 millones de productos, en Amazon.es son 48 millones los artículos que están a la venta a través de la web. Y cada día desde su lanzamiento en 2011, se introducen 40.000 nuevos productos.

Detrás de cada click de un cliente que acaba en una compra hay una precisa maquinaria que se pone en marcha con cada pedido. para que lo reciba donde quiera y en el menor tiempo posible. Desde este año, los clientes de la comunidad de Madrid, pueden recibir su pedido el mismo día. Este proceso es el que Amazon España nos ha invitado a vivir desde dentro.

“El secreto del éxito es la diversidad de productos, los precios ajustados, la entrega rápida y un buen servicio de atención al cliente. Así se gana la confianza de los clientes”, explica François Nuyts, director general de Amazon España.

 El centro logístico está dividido en dos áreas. Una de ellas donde se recibe el material, se hace el control de calidad y se ubica. Y el otro que es donde se buscan los pedidos, se preparan los pedidos y se envían. La primera fase, una vez se ha recibido el material, se pesan y se miden todos artículos, información que servirá tanto para la elección del almacenaje como de las cajas adecuadas para su posterior envío. El siguiente paso es la sesión de fotos de los artículos: se hacen unas 1.000 fotos diarias, ya sean piezas de coches o libros. En Amazon tienen muy claro el valor de las imágenes que se suben a la web, ya que puede marcar la diferencia entre que un producto se venda mucho o poco.

 Centro logístico de Amazon España2

Aunque todas las cifras que hemos mencionado son impresionantes, lo que más llama la atención al visitante es que este gran almacén no parece estar ordenado de ninguna manera. Y es que los artículos no están almacenados por categorías o tipologías en la misma ubicación, a excepción de libros, CD y DVD’s.

“Los productos están repartidos al azar por todo el almacén: es el caos organizado. Pero siempre sabemos dónde está el producto en cualquier momento”, indica Fred Pattje, director de operaciones de Amazon España.

Así los recogedores de pedidos siempre tienen el producto cerca; y además el sistema calcula a la ruta más corta y se optimiza el recorrido . La cadena que se inicia cuando llega un pedido está pensada desde el final hacia el inicio, es decir, todo se tramita según cuándo tiene que estar listo para ser enviado.

 Los productos están disponibles cuando están ubicados en el almacén y eso implica que ya ha pasado tres controles de calidad. Una vez se han recogido los pedidos, se llevan a la zona donde se preparan para el envío. Como el sistema ya tiene las medidas y el peso, indica las cajas adecuadas. Y en función del destinatario, del coste y de la fecha elige con que transportista se enviará.

 Paquete saliendo del centro logístico de Amazon España

Para este año Amazon España tiene previsto que el día de más sea el 16 de diciembre, el mismo que el año pasado cuando, en 24 horas, se recibieron 130.000 pedidos. Esto es, según cifras de la propia compañía, 91 pedidos por minuto que supusieron más de 24 kilómetros de papel de regalo.

“Los españoles cada vez compran más por internet y Amazon.es les ofrece una forma rápida, sencilla y cómoda de hacerse con sus regalos navideños”, indica François Nuyts, director general de Amazon España. Para afrontar este pico de trabajo y cubrir 24×7 se han contratado 280 trabajadores adicionales y se harán 3 turnos. Además el centro de atención al cliente estará abierto hasta las 2 de la mañana, porque en España los compradores online tienen horarios tardíos.

Para este año, uno de los hits de ventas serán -oh, sorpresa- todo lo relacionado con Frozen! 😉

Toñi Herrero Alcántara

Cofundadora de Gadwoman. Periodista especializada en tecnología, consultora de comunicación y un poco geek 😉
He colaborado con medios como YoDona y ElDiario.es hablando de tecnología en femenino y también de emprendedores y startups.
¿Quién dijo que la tecnología era aburrida?
Avatar